Etiquetas

, , , , , , , ,

Por Yecid Ríos y Stefanía Landaeta

Queridos lectores, hoy vamos a empezar una serie de entradas relativas a la protección de la obra audiovisual en Colombia, al papel y los derechos de los guionistas y libretistas, así al Proyecto de Ley Pepe Sánchez que actualmente cursa en el Senado de la República de Colombia.

Las entradas serán a modo de preguntas y respuestas, si hay preguntas que quisieran que respondamos, les agradecemos nos las compartan en los comentarios.

En esta primera entrada vamos a hablar de los aspectos generales de la obra audiovisual, en la próxima nos centraremos en la propiedad o titularidad de los derechos de autor de la obra audiovisual.

¡Esperamos sus comentarios!

  1. ¿Qué es una obra audiovisual para la ley en Colombia?

Obra Audiovisual es toda aquella creación intelectual expresada mediante una serie de imágenes asociadas, con o sin sonorización incorporada que está, destinada esencialmente a ser mostrada a través de aparatos de proyección o cualquier otro medio de comunicación de la imagen y de sonidos, independientemente de las características del soporte material que la contiene (Decisión Andina 351 de 1993, art 8). Se consideran así obras audiovisuales, las cinematográficas, las televisivas, los videogramas o cualquiera análoga a estas.

  1. ¿Es la obra audiovisual igual que la obra cinematográfica?

No en estricto sentido, pero la regulación en la ley de ambos tipos de obras termina siendo la misma.

El concepto de obra audiovisual es amplio y abarca las obras televisivas, los videoclip musicales, videos originales que se transmiten a tevés de canales como You Tube, Facebook, e incluso las “películas cinematográficas” que tradicionalmente están destinadas a transmitirse, inicialmente, mediante su proyección mediante una pantalla de cine. (Glosario de la OMPI, voz 35). En resumen, podemos decir que la obra audiovisual es un género que abarca varias especies o tipos, una de esas especies es la obra cinematográfica.

  1. Y si no es lo mismo obra audiovisual que obra cinematográfica, ¿Entonces cómo protege la ley Colombiana a estas obras?

Si bien técnicamente obra cinematográfica no es lo mismo que obra audiovisual, la legislación colombiana las ha asimilado y les otorga la misma protección. Así, el artículo 2 de la Ley 23 de 1982 señala que se protege a las obras cinematográficas “… a las cuales se asimilan las obras expresadas por procedimiento análogo a la cinematografía”

  1. ¿Que es la sincronización en una obra audiovisual?

Sincronización corresponde a la “adición de palabras habladas u otros efectos sonoros a una fijación audiovisual de manera que sean exactamente simultáneos con los correspondientes movimientos bucales y demás ademanes que aparecen” (Glosario de la OMPI, Voz 246).

Inicialmente el cine era mudo, los diálogos eran imágenes que se incluían entre las escenas para que el público los leyera y la música de fondo era interpretada en vivo por algún músico en la misma sala donde se exhibía la película. Posteriormente la tecnología permitió que esto cambiara, el cine dejó de ser mudo y los personajes adquirieron voz, así mismo las escenas iban acompañadas de música de fondo, bien sea música preexistente u obras encargadas especialmente para la película. A este proceso de incorporar sonidos a las imágenes es lo que se llama sincronización.

  1. ¿Quiénes son autores en la obra audiovisual?

De acuerdo con la normatividad colombiana (Artículo 95, Ley 23 de 1982), son autores de la obra cinematográfica:

  • El Director o realizador,
  • El autor del guión o libreto cinematográfico,
  • El autor de la música,
  • El dibujante o dibujantes, si se tratare de una obra animada.
  1. En la elaboración de una obra audiovisual participan otras personas diferentes a las cuatro que se mencionan en el artículo 95 de la Ley 23 de 1982, ¿ellos también son autores?

Es cierto que en la elaboración de una obra audiovisual participan otras personas, cuya labor es sumamente importante en la realización de la obra, tales como los actores, los productores, los directores de fotografía, los directores artísticos, diseñadores de vestuario, maquilladores, directores de efectos especiales, camarógrafos entre otros muchos. Si bien ellos hacen un aporte invaluable, la ley Colombiana, al igual que en muchos otros países, no los considera autores de la obra audiovisual.

  1. ¿Cuáles son los derechos de los autores?

Los autores tienen dos tipos de derechos de acuerdo con normatividad vigente en Colombia (Ley 23 de 1982 y Decisión 351 de 1993), los derechos morales y los derechos patrimoniales.

  1. ¿Cuáles son los derechos morales de los autores?

Los derechos morales consisten en prerrogativas de carácter irrenunciable, imprescriptible e intransferible sobre sus creaciones; estos derechos son:

  • El derecho de reivindicar en todo tiempo la paternidad sobre su obra, es decir que dentro de los créditos de la misma;
  • El derecho de integridad consistente en la facultad que tiene el autor de oponerse a toda deformación, mutilación o modificación de la obra, que atente contra el decoro de la misma, la demerite o afecte la reputación del autor;
  • El derecho de divulgación, que consiste en la posibilidad que tiene el autor de decidir dar a conocer su obra al público o mantenerla inédita, no publicada o en su intimidad;
  • El derecho de modificación, que consiste en la facultad de alterar o cambiar alguna parte de su obra ya sea para corregirla, aclararla, etc., siempre y cuando se indemnice a terceros que puedan resultar afectados por la modificación de la obra (distribuidores, editores, etc.);
  • El derecho de retracto o retiro a través del cual el autor tiene la posibilidad de retirar la obra del comercio incluso después de haberlo autorizado, siempre y cuando se indemnice económicamente a terceros afectados por los daños que pueda ocasionar a quienes les había concedido derechos de utilización.

 

  1. ¿Quién ejerce los derechos morales de la obra audiovisual?

Como hemos visto, la obra audiovisual tiene un carácter especial, pues es el producto del aporte de varias personas: del que hace el guión o libreto, del que hace los dibujos, (si es animada), del que hace la música y del que, desde el punto de vista artístico, coordina la realización del audiovisual, es decir: el director.

Dada está multiplicidad de autores, y a fin de que en el ejercicio de sus derechos morales no se presenten contradicciones que afecten la circulación del audiovisual, es que la ley dio la siguiente solución:   “El director o realizador de la obra cinematográfica es el titular de los derechos morales de la misma, sin perjuicio de los que corresponden a los diversos autores, artistas, intérpretes o ejecutantes que hayan intervenido en ella, con respecto a sus propias contribuciones”.

En otras palabras, el llamado a ejercer los derechos morales respecto de la obra audiovisual – como un todo- es el Director. Pero los otros autores mantienen los derechos morales frente a sus respectivos aportes.

  1. ¿Cuáles son los derechos patrimoniales y exclusivos de autor?

Los derechos patrimoniales consisten en facultades de realizar, autorizar o prohibir que tienen los autores o titulares para controlar los distintos usos de las obras, estos derechos son:

  • La facultad de reproducir su obra mediante su fijación material en cualquier medio y por cualquier procedimiento, y la obtención de una o varias copias de todo o de parte de la obra;
  • La comunicación pública de su obra consistente en realizar todo acto por el cual una pluralidad de personas pueda tener acceso a toda o a parte de la obra, por medios que no consisten en la distribución de ejemplares;
  • La transformación de la obra, que es la posibilidad de autorizar o no la creación de nuevas obras derivadas de la original (adaptaciones, arreglos, traducciones, etc.);
  • La distribución de la obra, es decir la facultad de autorizar o no la circulación comercial de la obra o de sus copias.
  • Y cualquier otra forma de uso conocida o por conocer.
  1. ¿Que son las modalidades de explotación?

Las modalidades de explotación son las formas como en la práctica se concretan los derechos patrimoniales. Son las ventanas de explotación de las obras. El siguiente cuadro ilustra la relación entre derechos patrimoniales y algunas de las modalidades de explotación en la obra audiovisual:

 

DERECHO MODALIDADES DE EXPLOTACIÓN
Reproducción •  Realización de copias para ser distribuidas

•  Digitalización de la obra: pasarla de cintas a archivos digitales.

•  Cargar la obra en plataformas digitales, en servidores o en la nube.

•  Etc.

Comunicación al público

 

•  Proyección de la obra en salas de cine, auditorios, plazas públicas etc.

•  Radiodifusión de la obra a través de canales de televisión abierta.

•  Difusión de la obra a través del cable.

•  Difusión de la obra en plataformas que permitan el acceso a la misma cuando y donde el usuario así lo requiera: ejemplo: Netflix, plataformas digitales de los canales de cable o de televisión abierta, You Tube, Facebook, plataformas como Itunes, Amazon etc.

Distribución

 

•   Venta de ejemplares de la obra (en los diversos formatos: DVD, cd, latas etc).

• Distribución de la obra para su proyección en salas de cine, festivales, premios etc.

Puesta en el comercio de ejemplares a través de arrendamientos, consignaciones etc.

•  Alquiler.

•  Exportación e importación.

•  Etc.

Transformación

 

• Traducción de los diálogos de la obra, incluida su subtitulación.

• Adaptación de la obra a otros géneros como el teatral, comic, videojuegos etc.

• Realización de nuevas versiones de la obra. (Adaptaciones para ciertos países, épocas o públicos)

• Etc.

 

  1. ¿Que son los derechos de remuneración?

Adicional a los derechos exclusivos, otros países reconocen lo que se denominan derechos de remuneración, que son aquellos en los que el autor o el titular no se puede oponer al uso de su obra, pero si lo faculta a exigir una regalía por ciertos usos que se hagan de la misma. Es lo que acontece con el derecho de remuneración compensatoria por copia privada reconocido de que trata la Directiva 2009/29/CE de la Unión Europea, o el derecho de remuneración en favor de los Directores y Guionistas que recientemente Chile aprobó y que se conoce como Ley Ricardo Larrain.

 

  1. ¿Por cuánto tiempo se protegen los derechos patrimoniales de autor de la obra audiovisual?

Si el titular de los derechos patrimoniales de autor de una obra audiovisuales es una persona natural, los derechos patrimoniales tendrán una duración de ochenta años contados a partir de la terminación de su producción, la que se entenderá desde la fecha de su primera comunicación al público de acuerdo con el artículo 26 de la Ley 23 de 1982.

Si, en cambio, el titular de la obra es una persona jurídica el plazo de protección es de 50 años contados a partir de su publicación. (artículo 18 de la Decisión Andina 351 de 1993).

  1. ¿Cómo es eso de que el titular de los derechos patrimoniales puede ser una persona jurídica o un tercero diferente al autor?

Sucede que hay derechos como los morales, que solo los pueden ejercer los autores. Pero los derechos patrimoniales, pueden estar en cabeza bien sea del autor o bien de un tercero diferente a éste. Ese tercero puede ser una persona de carne y hueso (persona natural) o una persona jurídica (una productora de cine o televisión, una entidad pública, una universidad etc).

Estos derechos patrimoniales se pueden transmitir bien sea a través de contratos o por disposición de la Ley. En la próxima entrada a nuestro blog vamos a ver a quién corresponden los derechos patrimoniales de autor de la obra audiovisual.

Continuará

Anuncios